Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors

Escrito por Te Invito al Cine

28 marzo, 2017

«Sherlock»: Que comience el juego

 

Ambientada en un Londres contemporáneo, la serie narra los casos del detective más famoso de la literatura Sherlock Holmes, interpretado por Benedict Cumberbatch (Doctor Strange, El código enigma) y su compañero John Watson (Martin Freeman, protagonista de la trilogía El Hobbit). Cada episodio está basado en los libros del Sir Arthur Conan Doyle y, si bien no es la típica versión que conocemos adaptada en la época victoriana, los personajes están tan bien construidos que la ambientación pasa a tercer plano y solo importa cómo Sherlock usa su espectacular habilidad de deducción para resolver cada caso y cómo su completa falta de empatía y altos niveles de arrogancia logran ser equilibrados gracias a la compañía de Watson. Pero no todo en la vida de los habitantes de 221B Baker Street es resolver los casos que la policía no puede concretar, ya que siguiéndole los pasos y cada movimiento se encuentra James Moriarty (Andrew Scott), el antagonista de esta historia, quien cumple el papel opuesto de Sherlock, siendo el cerebro detrás de muchos crímenes que han acontecido en Londres.

La serie fue creada por Steven Moffat (quien también es parte del equipo creativo de Doctor Who) y por Mark Gatiss (actor de la serie que interpreta a Mycroft), transmitida por la cadena televisiva BBC y lanzada al aire en julio del 2010. Sherlock es una serie muy peculiar, ya que sigue el siguiente patrón: solo tiene tres episodios por temporada (más un episodio especial que lanzaron a comienzos del 2016 entre la temporada tres y cuatro), cada episodio dura al menos una hora y media y cada temporada es lanzada cada dos años, aunque entre la tercera y cuarta temporada hay tres años de diferencia.

Sí, leíste bien. Quienes han seguido la serie desde su comienzo han tenido que esperar casi siete años para poder disfrutar y deleitarse con apenas trece episodios EN TOTAL. Pero vale la pena, créanme que vale completamente la pena. Cada episodio es único, cada caso te atrapa desde el primer momento, inconscientemente desde la primera pista comienzas a sacar tus propias deducciones, crear tus propias teorías, pero cuando se va acercando el final del episodio todo puede dar un giro inesperado y te das cuenta de que jamás podrás lograr el nivel de deducción de Sherlock que, aunque todo esté más claro que el agua, aunque te muestren muchas evidencias, los más mínimos detalles que pasaron frente a nuestros ojos de manera desapercibida son la clave para resolver cada caso.

El elenco principal es muy pequeño; Molly, Lestrade, Mycroft, Mary, La señora Hudson son personajes que vemos en casi todos los episodios, que pueden tener una pequeña participación en cada capítulo, pero son tan relevantes que le dan la conexión necesaria a la historia. Los protagonistas, Benedict y Martin, tienen una química sorprendente, logran que sus personajes se complementen de una manera que pocas veces se logra ver en una serie. Son uno de los duos televisivos más queridos; es importante mencionar que no solo han trabajado juntos en Sherlock, sino también en El Hobbit y se espera que los vuelvan a reunir en alguna película próxima del universo Marvel.

Estás invitado a ser parte del universo Sherlock. Puedes encontrar las tres primeras temporadas en Netflix, incluyendo el episodio especial que mencioné anteriormente, que está basado en la época real en donde la historia de Sherlock se desarrolla. Te aconsejo que, como son pocos episodios y lamentablemente aún no existe una confirmación para una quinta temporada, disfrutes de un episodio a la vez. Pero, si eres como yo y te devoras las series, también está permitido ver todos los episodios de una sola vez!

Los dejamos con un pequeño adelanto del primer episodio de Sherlock:

____

Por Pamela Ramírez

 


 

teinvitoalcine

teinvitoalcine

teinvitoalcine

teinvitoalcine

Más contenido…