«Aquí No Ha Pasado Nada»: Revisa nuestro comentario

Aquí no ha pasado nada 0Primero, debo recalcar un hecho que tal vez me arrojen por la cabeza, pero la función a la que fui, cada texto en pantalla, desde mensajes de texto hasta las frases reflexivas, eran en inglés. Olvidé preguntar si era el tipo de función que se exhibiría, pero supongo que para el enfoque del público, que en definitiva serán mayores de edad -por los numerosos desnudos- es que si no sabes mucho inglés, te perderás un poco en algunas secciones de la película. Y esta cinta es una película chilena, filmada para público internacional, por lo cual tal vez creo que es igual de relativo que lo anterior que mencioné pero tiene subtítulos toda la película en inglés, ya que está hablada en nuestro idioma, que de vez en cuando es bastante natural escuchar algún «chucha» y no ver los subtítulos, aún así sirve bastante para aprender un poco más de inglés. Y adicional decir que la película está basada en el caso de Cauquenes, donde atropellaron a Hernán Canales, al menos en uno de los puntos de este. Pues vamos a ello.

Vicente (Agustín Silva) es un joven estudiante que va de fiesta en fiesta los días que tiene libres, hasta que una de esas noches se sube a una camioneta donde se verá envuelto en un caso de asesinato por atropello, por el cual tras declarar su inocencia tendrá que buscar su absolución.

Sí, no mencioné a ninguno del resto de los actores del gran reparto, porque la verdad todo se enfoca directamente en el personaje de Vicente, quien nos muestra un punto de vista bastante extremo en lo que sucede en todo el proceso, lo cual es un poco adverso, siendo que en muchos lugares se habla de los contrastes de la película, pero realmente el film suele ser negro o blanco.

Aquí no ha pasado nada 2

No es ninguna novedad que en el último tiempo el cine chileno se ha envuelto de Hollywood, y las películas han pasado a verse y sentirse como reales films que vienen de afuera, presentando grandes cortes, buenas actuaciones, excelentes bandas sonoras y muy dedicada maquinaria que nos hace sentir como transportados a otro lugar, cuando las cosas que se filman en Chile pueden pasar justo al lado, lo cual cabe mencionar que mientras más progresan las películas chilenas, mejor se ven al espectador, más es la producción, un conjunto de gran plus.

También vale la pena mencionar las actuaciones en la película en general que, aunque los más grandes actores de renombre como Luis Gnecco (Neruda) solo hacen acto de presencia algunos minutos en pantalla, siempre tienen algo bueno que aportar, desde Paulina García hasta el mismo Alejandro Goic.

Tal vez en sí es un film que intenta tomarse en serio un punto, tratando de no incomodar la versión original de los hechos o hacernos ver alguno diferente, pero a veces es interesante tomar rienda suelta y arriesgar un poco más, como lo sucedido en Los 33, que aunque es una dramatización full hollywoodense, se tomaron bastantes licencias para hacer un film un poco más arriesgado, y aunque no cumpla su objetivo cabe mencionar que en Hollywood siempre lo hacen, funcione o no, pero en este caso en particular, dada la seriedad de la circunstancia se ha dado un excelente espacio para apreciarlo. Ver cine de Chile, por chilenos, así de producido vale la pena no dejarlo pasar, sobre todo si eres interesado en el caso en particular a tratar.

___

Por Rodrigo Carrasco

 


 

Comentarios de Facebook

1 Comment

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password