[Reseña] “La Sirena”: Entre el romance y el mal

Desde Rusia llega La Sirena, la más reciente película de Svyatoslav Podgaevskiy, quien ya había incursionado en el género terror, con sus anteriores producciones Pikovaya dama (2015) y La Novia (2017).

El filme protagonizado por Victoriya Agalakova, cuenta la historia de Marina y Roman, una joven pareja, que se ve enfrentada a los malignos hechizos de una sirena que se ha encaprichado con Roman, luego de conocerlo, a las orillas del lago contiguo a la antigua casa de los padres de este. Por su lado, Marina, quien le ha temido toda su vida a las aguas, deberá superar todos sus temores para lograr salvar a su amado.

A través de un juego de temporalidades entre varios niveles de pasado y la historia de Roman y Marina, se va desenvolviendo este film que juega sus fichas entre lo fantástico y el romance, inmersa en una atmósfera de ambientes fríos y húmedos, tan típicos de las películas de terror. En sí, las estrategias formales que utiliza la cinta de Podgaesvskiy resultan tan obvias como funcionales a la naturaleza de la historia que busca contar, y ciertamente tiene algunos aciertos; sin embargo, una fotografía y un trabajo de efectos especiales bien hecho, no logran hacer sobresalir una historia tan cargada de clichés y situaciones predecibles como esta.

En cuanto a la carga simbólica de la historia, resulta curioso ver cómo se articula el relato a través de dos personajes femeninos, que a pesar de su protagonismo en la historia, siempre resultan representadas y subordinadas en relación con el componente masculino del film. La sirena, desde el despecho y el sufrimiento por amor, se ha convertido en un ente del mal que pretende arrastrar consigo a jóvenes como Roman, que no pueden corresponder a su deseo de amor, mientras por su parte Marina, desde vereda contraria, abnegadamente dará todo de sí para salvar a su pareja romántica. Frente a argumentos como estos, cabe la pregunta sobre la vigencia de los mismos arquetipos hoy en día, que las representaciones hegemónicas de género están en pleno cuestionamiento.

Para quienes gusten del género, La Sirena los hará pasar un buen rato, con una manufactura sencilla y pulcra, con actuaciones de buen tono y algunos juegos de montaje interesantes. Y los demás, ya podrán hacer su propio juicio al respecto.

___

Por Carla M. Basoalto


 

Comentarios de Facebook

0 Comentario

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password