[Reseña] “Infierno en la tormenta”: lo que se espera de una película de animales depredadores

Muchas veces, cuando se nos presenta una película de suspenso o terror en medio de un desastre natural, se cae en el error -entre otras cosas- de la introducción excesiva, lo que va generando un desinterés por parte del espectador, ya que tarda mucho en llegar la acción que se espera. Esto sin contar lo absurdas que son muchas situaciones salidas de cualquier contexto posible.

Sin embargo, esta semana llega a la cartelera Infierno en la tormenta, película cuyo punto alto es precisamente lo contrario a lo anterior: no se va con rodeos explicando situaciones o contextos que no tienen incidencia en la cinta, más bien, explica lo necesario para entender lo que se nos presentará en los minutos siguientes.

¿De qué trata?

La película nos presenta a Haley (Kaya Scodelario, de la saga Maze Runner), quien va a buscar a su padre a su casa en Florida, ya que se encuentra desaparecido. Esto en medio de un huracán que ha llegado a esa zona y que ha generado problemas con las comunicaciones. Una vez llegando a la casa, encuentra a su padre mal herido, por lo que hará lo posible por rescatarlo, no sin antes enfrentar a un depredador al acecho adentro de la casa…

Como se indicó antes, la cinta no pierde tiempo en explicar temas innecesarios para su propio desarrollo. Rápidamente Haley llega a la casa -que es donde se desarrolla la mayor parte de la historia- y comienza el enfrentamiento del “cazador y el cazado”. En el póster y tráiler se muestra que el enemigo de la ocasión es un cocodrilo (eso es solo el principio…), cuya presencia tiene lógica dentro de la historia y contra quien Haley debe enfrentarse si lo que quiere es salvar a su padre.

Un guion simple, pero efectivo

El ritmo de la cinta es el indicado para el guion que nos presenta; por un lado, vemos a la protagonista luchando con el miedo de enfrentar a un animal contra el que la fuerza física no es una posibilidad, además de sus miedos internos, mientras que su padre entrega el soporte con una mente más fría y calculadora para intentar ayudarlos a escapar. Este ritmo, inmerso en un constante suspenso, va creciendo con el correr de los minutos, sin caer en recursos forzosos que bajen la calidad de lo que se está viendo. Así, la cinta avanza con una regularidad tal que se siente muy rápida. A ello sumamos el correr contra el tiempo, debido a la inundación progresiva generada por la tormenta.

Además, si bien la película genera mucha expectación, llegando la acción se revela una de las características que más se agradecen: no se escatima en censura. Cuando vemos películas de tiburones, por ejemplo, lo que queremos es ver sangre -en el buen sentido de la expresión por supuesto, hablamos de cine- en las secuencias que lo ameritan y no que todo quede bajo la imaginación del espectador. En la película, si bien no hay una exageración de este recurso, sí es un elemento muy bien utilizado y que otorga realismo y peso a la historia.

Finalmente, Infierno en la tormenta es una película más que recomendada para quienes disfrutan de los géneros de acción y suspenso, es exactamente lo que se espera de una película de este tipo. Los efectos especiales cumplen muy bien y la historia presenta el contexto justo y necesario para entregar coherencia a lo que vemos.

___

Por Edison Vásquez L.


 

Comentarios de Facebook

0 Comentario

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password