[Reseña] «El Camino: Una película de Breaking Bad»: El epílogo que Jesse merecía

Han pasado 6 años desde el término de una de las mejores series de los últimos años y los fans han estado pidiendo las respuestas a todas las preguntas que quedaron pendientes de la última temporada. Ahora, Netflix -de mano de su creador y director original- nos trae una película-epílogo que sin duda dejará a muchas personas felices.

¡ATENCIÓN!: Esta reseña no contiene spoilers de El Camino, pero sí de Breaking Bad.

Después de los acontecimientos de Breaking Bad, seguimos a Jesse Pinkman escapando de la policía y lidiando con el trauma que le significó el estar encerrado tanto tiempo. Acompañaremos al personaje mientras narran sucesos no vistos en la serie que nos explicarán ciertos detalles, a la vez que Jesse lucha para comenzar desde cero.

Si hay algo que siempre destacó en el show, fueron sus magníficas actuaciones, factor que se mantiene en esta película. La actuación estelar de Aaron Paul (Need For Speed, Bojack Horseman) es magnífica, mostrándonos a un Jesse destruido, sin nada más que perder en el mundo, traumado por la vida y que solo quiere una vida normal después de todo lo sucedido. La actuación de Paul es tan acorde a lo que el personaje vive que parece que no han pasado los seis años y el desarrollo de Jesse como personaje se ha mantenido; el actor entiende al personaje y maneja sus emociones de forma magistral.

El resto del elenco lo forman personajes recurrentes del show; estos hacen que se mueva y motivan a la trama. Tenemos el regreso de los amigos de Jesse Pinkman: Skinny Pete y Badger, interpretados por Charles Baker y Matt Jones respectivamente, que, al igual que Paul, comprenden a sus personajes y es muy agradable verlos de regreso. Tenemos también el sorpresivo regreso de otros actores que vuelven para darle más detalles a lo que fue la historia de Jesse después de la serie, e incluso en el tiempo de su captura que no pudimos ver en el programa.

En cuanto a lo técnico, la película no decepciona para nada, Vince Gilligan regresa para dirigir la cinta y lo hace de la manera espectacular a la que nos tiene acostumbrados, con escenas realmente trabajadas y pulidas para verse de lo mejor y se note que no estamos viendo la serie, sino que la vemos en un formato diferente. Siempre existió un lenguaje cinematográfico en el show, en el que Gilligan y los diferentes directores nos traían una mini-película cada semana; pero, al traspasar esto al formato de un largometraje, se hacen más evidentes: las tomas y las decisiones acerca de ángulos y movimientos de cámara, la fotografía, los colores, su acción y su fluidez, encajan perfectamente en una película y mantienen la esencia del programa de televisión.

La música también es un punto a favor, la banda sonora es muy acorde a lo que vemos en pantalla, ya sea una escena en donde nos muestre un paisaje, o en una escena de acción o persecución, la música adorna perfectamente lo que estamos viendo. Esto, acompañado de una fotografía muy bien trabajada, nos trae escenas que son un verdadero deleite para amantes del buen cine.

El ritmo de la película, al contrario de lo que se podría pensar por su sinopsis, es muy calmado, casi lento, pero que logra mantenerte alerta e interesado en lo que está sucediendo en la cinta. La producción contiene muchas escenas largas, contemplativas en donde vemos los paisajes áridos y secos, pero a la vez con una suprema belleza, que son propios del show. Gilligan también utiliza flashbacks para contarnos cosas que quedaron en el tintero y que sin duda tenía muchas ganas de contar. Todo esto hace de la película tener una duración de dos horas y unos cuantos minutos más, pero que sin duda para el fan de Breaking Bad le parecerá muy poco. Ahora, tomando en cuenta la sinopsis, está de más decir que esta película es para personas que vieron la serie, que conocen su mitología y el contexto para saber la importancia de la escenas-flashback. Además, la cinta no se da el tiempo de presentar a ningún personaje, ya que es algo que debe de ser conocido por el espectador.

El filme no modifica lo sucedido en Breaking Bad, eso es importante mencionar, porque los fans estaban preocupados por eso, sino que le otorga el merecido cierre que necesitábamos del personaje de Jesse. La historia del largometraje es simple, pero está llena de detalles y de emocionalidad; demostrando que Vince Gilligan no solo es un gran director, sino que un guionista muy bueno, que sigue pensando en sus creaciones después de muchos años, demostrándolo con el amor con el que trata a sus personajes.

A lo mejor, al ver esta película te esperes más de lo que esta te ofrece, pero hay que entender que el cierre de la historia de los White ya está terminado, no hay nada más que se pueda contar de ellos y te lo demuestran en los primeros 10 minutos de la cinta. Además, lo que busca -como mencionamos anteriormente- es ampliar la historia de Pinkman, atando cabos sueltos y un final menos abierto a uno de los más queridos personajes de la serie. Además, si quieres empaparte más de la mitología de Breaking Bad, su serie spin-off Better Call Saul lo hace de manera espectacular; en esta cinta solo encontrarás un final para Jesse.

En conclusión, El Camino: una película de Breaking Bad es una cinta para fanáticos de hueso colorado de la serie, ya que responde a interrogantes que por años han servido de discusión entre seguidores del programa; dándonos un final más satisfactorio, pero que nos deja con ganas de más.

Vince Gilligan nos demuestra su talento tras las cámaras una vez más, tanto en dirección como guion, trayéndonos una historia simple y llena de detalles, y un evento visualmente brillante que no tiene que envidiarle nada a las grandes producciones de Hollywood. Una amalgama de actuaciones impecables, una historia poderosa sin muchas pretensiones y un lenguaje cinematográfico realmente trabajado es lo que define a El Camino: una película de Breaking Bad, que ya está disponible para ver en Netflix.

___

Por Manuel Eluardo


 

Comentarios de Facebook

0 Comentario

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password