[Reseña] «Amigos para Siempre»: Una historia sin pretensiones, pero necesaria

El amor entre un niño y su pelícano es el centro de la segunda adaptación cinematográfica de la querida novela infantil australiana de Colin Thiele, Storm Boy.

Con el protagónico de Geoffrey Rush (El Discurso del Rey, 2010), interpretando la versión adulta del personaje infantil en el centro de la historia, y con la dirección de Shawn Seet (The Code, 2016), la película probablemente será más atractiva para los fanáticos del libro o la adaptación cinematográfica de 1976. Pero incluso para aquellos que no estén familiarizados con el cuento la encontrarán una historia encantadora y, como suele ser el caso con las películas australianas, el tratamiento y la forma de mostrar los paisajes, no tiene comparación. Las secuencias actuales de la película presentan a Rush como una versión anterior del personaje principal, Michael Kingsley, ahora un magnate anciano llamado desde su retiro para votar sobre la propuesta de su compañía de ceder tierras en la costa occidental del país a una compañía minera (muy actual y aplicable a nuestra realidad país).

El yerno de Kingsley, Malcolm (Erik Thomson), ahora jefe de la compañía, está muy a favor del acuerdo. La hija de Malcolm, Maddy (Morgana Davies), de 17 años, y ansiosa de cumplir su mayoría de edad para poder votar dentro de la compañía, se opone al plan de su padre, horrorizada por las repercusiones ecológicas. Un retraso en las votaciones (provocado por una gran tormenta) da pie al flashback extendido en el que Kingsley le cuenta a su nieta la historia de su infancia, ocurrida en la remota tierra en cuestión. Fue allí donde el joven Michael (Finn Little) creció con su padre viudo (Jai Courtney), tan solitario que se ganó el apodo de “Exiliado Tom”. Un día Michael, que se hizo amigo de un hombre aborigen local, Fingerbone Bill (Trevor Jamieson), descubre tres pelícanos bebés cuya madre fue asesinada por cazadores borrachos. Superando la desconfianza de su padre, Michael los cuida en su casa, nombrándolos Sr. Soberbio, Sr.Pensativo y Sr. Percival. Michael hace un trabajo tan bueno al criarlos que con el paso del tiempo y entre lágrimas, acepta las instrucciones de su padre de liberarlos. Pero el Sr. Percival, con quien Michael ha formado un vínculo especial, pronto regresa, con el niño y el cariñoso pelícano volviéndose inseparables a través de varias aventuras.

Es una historia dulce y conmovedora, con suficiente valor en términos de personajes y situaciones para mejorar cualquier aspecto más empalagoso. Y, a través del hermoso relato audiovisual, toca el tema de la protección medioambiental, que toma relevancia contemporánea con nuestra situación mundial. Vemos tormentas, grandes extensiones de mar y gran cantidad de aves en pleno vuelo, por lo que es difícil no conmoverse con estas imágenes tan bien logradas. Además, el protagonista infantil ofrece un personaje entrañable, tierno y muy ameno, tanto que cuando se presentan situaciones adversas, es difícil no lograr empatizar con su llanto o sus sonrisas. Courtney ofrece un rol de apoyo sólido, como el padre con cicatrices emocionales latentes, muy pendiente de entregar a este hijo lo mejor de sí mismo, mientras que Jamison casi se roba la película con su rol carismático como el nuevo amigo de Michael. Y a pesar de que los pelícanos no son los animales más expresivos emocionalmente, ciertamente se encuentran de esa manera aquí. Incluso el espectador adulto más reacio tendrá dificultades para no derretirse al ver al Sr. Percival envolviendo cariñosamente su cuello alargado alrededor de los hombros de Michael (aunque claro, debemos tener en cuenta que los pelícanos no son excelentes mascotas en la vida real).

Con todo esto, debemos decir que la película es de esos films tranquilos, de los cuales no esperamos mucho, pero sí logran satisfacer nuestro espíritu y nuestra vista.

La película se estrena este jueves 27 en salas nacionales.

___

Por Rena Rock


 

 


 

Comentarios de Facebook

0 Comentario

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password