“Okja”: La cruel realidad de la industria alimentaria

El renombrado filme realizado por el director coreano Bong Joon Ho ya se encuentra disponible en la plataforma Netflix. Una historia de profunda amistad entre el humano y el animal que también expone la crueldad de la industria alimentaria.

“Okja” fue reconocido en el festival de Cannes en mayo de este año y marcó un precedente por ser la primera película producida por Netflix en competir en este certamen. Por ello, la selección de la película provocó un debate sobre el futuro del cine en donde las nuevas plataformas digitales están innovando en la vieja escuela del cine.

El argumento se centra en Mija, una niña coreana que vive con su mejor amiga Okja, un particular animal conocido como “supercerdo”, que ha sido criado por ella y su abuelo por más 10 años. Ella arriesgará todo cuando se entera que Okja debe volver a Estados Unidos -de donde proviene-. Así vemos el viaje de Mija descubriendo horrores que jamás imaginó, un mundo de crueldad  y experimentación animal que parece normal, donde la globalización hace todo lo posible para mantener a las personas engañadas.

Todo comienza con Luy Mirando (Tilda Swinton), la dueña de la compañía alimentaria “Mirando” que  nos cuenta la historia de una nueva especie de cerdo, encontrado en Chile (sí, en Chile) con apariencia similar a un hipopótamo, han logrado reproducirlo con métodos convencionales y varios de ellos serán llevados a los mejores criadores alrededor del mundo, para que finalmente 10 años después en una especie de reality show, se defina quién ha criado al mejor animal de entre todos ellos.

Luego conocemos a nuestra protagonista, Mija (Ahn Seo-hyun), una sencilla niña coreana que vive en las montañas con Okja, la que después de 10 años se ha convertido en un animal de gran tamaño, sumamente astuto y que junto a la niña comparten una amistad entrañable como pocas. Desde este momento se comprende que esto no será un filme  para niños como nos hace creer este bello momento de felicidad.  Un día el Dr. Johnny Wilcox (Jake Gyllenhaal), un veterinario y la imagen de “Mirando”, aparece para conocer a Ojka y ver cómo se ha desarrollado el espécimen, llevándosela inmediatamente de vuelta a E.E.U.U.  Aquí es cuando comienza el viaje de la valiente Mija para recuperar a su amiga y resulta en el descubrimiento del mundo exterior, otro país, otra cultura, algo impensado para Mija, muy distinto a su hogar en las montañas. El relato muestra el ecoterrorismo, representado por un grupo radical, cuyo líder Jay (Paul Dano) y K (Steven Yeun) intentan salvar a Okja, pero tras persecuciones y enfrentamientos Mija solo conoce la tragedia y el sistema que utilizan los humanos en un mundo industrializado, egoísta y avaro.

“Okja” es una historia hermosa, aunque a veces cruda y que logra mostrarnos dos facetas la de la humanidad, reflejados por la inocencia y simpleza de Mija versus la complejidad y lo cruel que puede llegar a ser el mundo moderno. Es una historia que no se deshace en clichés y aprovecha de dar una dura crítica hasta en la más mínima escena. Una gran producción y un bonito mensaje, que le da un toque de originalidad y voz a un tema que no nos debería dejar indiferentes.

___

Por Carla Salinas


 


 

Comentarios de Facebook

0 Comentario

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password