“La resurrección de Louis Drax”: El misterio tras las nueve vidas

La resurrección de Louis Drax -basada en la novela de Liz Jensen “La novena vida de Louis Drax”-, es una película que cuenta la historia de Louis Drax, un niño de nueve años que luego de caer a un acantilado el día de su cumpleaños, y pasar más de dos horas muerto, vuelve a la vida.

Si bien la película comienza desde la caída del acantilado de Louis, a través de constantes flashbacks es él quien nos va contando su historia, mostrándonos de una manera tragicómica cómo es que desde el momento que nació ha sido un imán para los desafortunados accidentes que han puesto en riesgo su vida, desde la caída de una lámpara en su cuna cuando tenía apenas unos meses de vida, intoxicarse constantemente con comida, hasta electrocutarse al insertar un tenedor en un enchufe.

Tristeza, peleas, romance, infortunio, infidelidad, familia disfuncional, imaginación, son algunas de las palabras que se me ocurren para definir la trama de esta película, pero la que más destaco es misterio. Este concepto no está instaurado desde el comienzo de la película, ya que se nos da a entender que creemos saber cómo fue el curso de los hechos, pero a medida que la película va avanzando ponemos en duda lo que creíamos y empezamos a sacar nuestras propias conclusiones. Sí, Louis ha sobrevivido a otro de los tantos accidentes que ha vivido en su corta vida, pero la película va más allá de eso, y no es hasta el final de esta que podemos ver si nuestras conclusiones fueron acertadas.

El mundo fantástico dentro de lo real

Toda la historia parece suceder en un ambiente muy realista; el hecho de que el protagonista haya tenido tantos infortunios nos puede parecer extraño, curioso, y hasta un poco cómico, pero aún así es algo que no necesariamente resulta imposible.

Es dentro del coma de Louis que todo este esquema se rompe y nos introducimos a un mundo más fantástico, creado por él, donde conocemos a un  nuevo personaje, esta especie de monstruo marino cubierto de algas, quien lo acompaña en este nuevo universo y es a quien en realidad le está contando toda la historia, no a nosotros los espectadores. Es él quien además nos va ayudando a entender de mejor manera la historia.

Los actores

Es importante destacar la actuación de Aiden Longworth, quien interpreta a Louis, ya que es capaz de sostener el personaje de principio a fin, nos permite conectar con él y meternos en la historia. No se puede decir lo mismo de Sarah Gadon, quien interpreta a la mamá de Louis, ya que con su sobreactuación no logra “vendernos” su papel y, para aquellos con mejor ojo, logra incluso matar el misterio que busca instaurar la película. Jamie Dornan y Aaron Paul, dos actores que han estado en la palestra cinematográfica en los últimos años, también son parte de esta historia. El primero, quizá no del todo, logra despegarse de su papel de Christian Grey, y nos presenta a un doctor especialista en coma infantil, pero que aún así, dentro de su profesionalismo y pasión por lo que hace, tiene un romance con la mamá de Louis. Por último, vemos en el personaje de Aaron Paul -papá de Louis-, un personaje mucho más maduro, totalmente diferente de lo que pudimos ver alguna vez en Breaking Bad, lo que deja en claro que Jesse Pinkman ya quedó en el pasado.

La película busca instaurar el misterio no haciéndote cuestionar quién será el culpable al final, ya que al asegurarte desde un comienzo quién es el culpable, juega con la trama de modo que a medida que esta se va desarrollando, te va mostrando diferentes pistas para armar tu propio rompecabezas y lograr así sacar tus propias conclusiones, lo que lo hace mucho más interesante.

 ___

Por Pamela Ramírez

 


 

 

 

 

 

Comentarios de Facebook

Te Invito Al Cine643 Posts

Bad Boys: Para Siempre

El Escándalo

Jugando con fuego

Pacto de fuga

0 Comentario

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password