«El espacio entre nosotros»: Una historia de amor interplanetaria

Protagonizada por Asa Butterfield (El niño pijama de rayas, Hugo) y Britt Robertson (Tomorrowland, La razón de estar contigo) llega “El espacio entre nosotros”, producción cinematográfica basada en el libro del mismo nombre de Thrity Umrigar.

Nathaniel Sheppard (Gary Oldman), junto con NASA, anuncian que Marte está listo para ser poblado. Una tripulación encabezada por Sarah Elliot (Janet Montgomery) busca hacer de esta una misión prometedora, pero todo esto da un vuelco cuando, en su camino hacia el planeta rojo, se entera que está embarazada. El problema que conlleva esto es que el bebé se estaba gestando en condiciones totalmente distintas a las que lo haría un bebé acá en la Tierra, por lo que su futuro ya estaba escrito: el bebé debía quedarse en Marte para siempre. Tras 16 años, Gardner Elliot (Asa Butterfield), criado en Marte en una pequeña comunidad que se ha creado con la llegada de más astronautas, vive cuestionándose en cómo sería la Tierra, principalmente por el hecho de que tiene una “relación” online con Tulsa (Britt Robertson). Su deseo de ir a conocerla lo impulsa a perseguir la idea de ir a la Tierra, conocer todo lo que para él eran solo imágenes y videos, pero también con otro propósito de por medio: buscar a su padre.

En pocas palabras, esta película es la típica película de amor, en donde dos personajes de distintas realidades –en este caso, planetas- se enamoran y se ven enfrentados a diversos obstáculos provenientes de los lados de donde provienen, pero que de una u otra forma siempre encontrarán la manera de terminar juntos. Es una historia cliché, pero que pese a que sabremos más o menos hacia dónde va la historia, queremos saber en qué terminará.

La película se desarrolla en un ambiente “futurista”, ya que la expedición se realizó en el 2018 y la historia se desarrolla en el 2034. Por la cantidad de tecnología presente, la primera parte logra ser poco convincente, ya que es muy distinta a la que en realidad tenemos; se cree más lo futurista cuando pasan los 16 años y vemos robots o camiones y autos que se manejan solos o que con un solo click de tu celular lo puedes hacer andar. Claramente era necesario utilizar este recurso futurista para fundamentar la trama de la historia, pero creo que se abusó un poco de esto.

Es una película conmovedora, mantiene la línea de la historia siempre pareja, ya que no contiene información que no sea relevante para el desarrollo de esta; a veces puede contener momentos un poco lentos, pero te vuelve a dejar espectante, ya que cuenta con escenas que te puedes sacar un par de carcajadas, como también -para los más emotivos- una que otra lágrima.

___

Por Pamela Ramírez

 

 

Comentarios de Facebook

0 Comentario

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password