“Christopher Robin – Un Reencuentro Inolvidable”: Conéctate con tu niño interior

Pese a que las películas animadas jamás pasarán de moda, los live-action han agarrado cada vez más terreno. Clásicos del cine animado han vuelto a la pantalla protagonizadas por personas reales, manteniendo siempre la esencia de la historia general.


“Christopher Robin: Un reencuentro inolvidable” nos trae una versión del clásico infantil “Winnie the Pooh” llena de emociones y aventuras. Protagonizada por Ewan McGregor, la película nos muestra a un adulto Christopher Robin, quien vuelve a reencontrarse con sus amigos de la infancia para ayudarlo a reencontrarse con su niño interior para así poder tomar las decisiones más correctas. A simple vista, al tratarse de una película basada en los personajes que veíamos cuando éramos pequeños, se puede pensar que es una película para niños. Pero no, como muchas películas de Disney, la película está pensada para llegar tanto al público infantil, como a los adultos que los acompañan.

La película está llena de momentos que nos hacen emocionarnos. Por una parte, desde el comienzo seguimos el viaje que efectúa Christopher Robin, dando una suave pincelada a su infancia para luego llegar a cuando ya es un adulto, casado y con una hija, donde el trabajo se ha convertido en tu principal prioridad, dejando de lado su familia; es ahí donde se hace esta conexión con el pasado, en donde Pooh y sus amigos buscan recordarle a Christopher cómo era en su infancia para hacerle entender que hay cosas más importantes en la vida que el trabajo y que, por muy pequeñas que sean, son esas las cosas que nos deben motivar a darle forma a nuestra vida. Por otro lado, los personajes animados están muy bien creados, no solo gráficamente (en algunos momentos, el hecho de que sean peluches llega a ser tan verosímil que perturba un poco), sino porque contienen toda la esencia necesaria para empatizar con todos y sentir ternura durante toda la película.

También cabe destacar las actuaciones del elenco. A veces es muy difícil que un actor se logre sacarse los personajes que más han marcado su carrera; por ejemplo, es casi imposible asociar a Ewan McGregor y no recordarlo por sus papeles en Star Wars o Trainspotting, pero en esta oportunidad no nos encontramos con una película de actores, es decir, no son solo los actores quienes le dan la forma y levantan la película, sino que también el ambiente, las locaciones, los colores… todos estos factores -junto con la esencia británica- nos hacen meternos en esta historia y ver realmente a cada personaje.

Si no fuiste de las personas que siguió la historia desde su infancia, no te preocupes, ya que la película está hecha de tan manera que te entrega los antecedentes necesarios para entender la historia.

___

Por Pamela Ramírez

Comentarios de Facebook

0 Comentario

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password