Chernobyl: consecuencia de un ocultamiento

La miniserie Chernobyl, que como indica su nombre, trata sobre la explosión de la central nuclear de mencionada ciudad que en ese entonces era parte de la Unión Soviética liderada por Gorbachov. Una catástrofe que ocurrió el 25 de abril de 1986 y de la que todo el mundo se enteró, ya sea por los medios de comunicación, libros, películas o documentales. Chernobyl retrata de manera cuidadosa la labor que jugaron quienes gobernaban y de quienes ayudaron a prevenir una catástrofe con consecuencias aún peores.

El científico Valeri Legásov y el Vicepresidente del Consejo de Ministros, Boris Shcherbina, son los personajes principales y quienes a pesar de la presión ejercida por la KGB (seguridad estatal de la URSS), hicieron lo posible por hallar una solución que no implicara solicitar ayuda de su rival: Estados Unidos. Y es que durante el período de la Guerra Fría para quienes lideraban estaba prohibido verse débil ante el enemigo, aunque eso afectara gravemente a millones de personas.

Chernobyl da muestra de eso, que por temor al poder, los trabajadores y subordinados optaban por ocultar los problemas, hacer como si nada hubiese pasado a pesar de las grandes consecuencias. Todo por miedo. Eso se ve tras cada decisión que toman algunos personajes durante la serie, además de verlo en las interpretaciones angustiosas de los personajes. Algo nada fácil en tiempos donde la seguridad estatal te seguía a donde sea que fuese para saber qué haces.

Mentir para aparentar. Mentir a pesar de conocer la verdad y poder salvar vidas o prevenir consecuencias. Mentir para no asumir errores porque decir la verdad sería signo de redención y debilidad en un mundo que es gobernado por la soberbia y el deseo del poder; de pelear para demostrar quién es el más fuerte, quién es el mejor. Un mundo liderado por la incompetencia.

Otro punto alto de esta miniserie es la fotografía y los planos empleados, alineados con la línea argumental transmitiendo así la tragedia, el temor, la valentía y la negligencia de algunos. Lo mismo sucede con la banda sonora, muy asociada a sonidos que hacen guiño a la radioactividad y al peligro, sonidos que te transmiten suspenso y temor, manteniéndote expectante a cada acto. El maquillaje también es algo que destaca en Chernobyl, al momento de retratar los efectos de la radioactividad en el cuerpo de las personas que estuvieron cerca al momento de la explosión como los bomberos y los científicos, impactando de sobremanera al espectador y ver ese dolor que conocemos porque no lo hemos vivido.

Para cerrar, en Chernobyl vemos un relato crudo delineado perfectamente argumentalmente con grandes actuaciones que transmiten la desesperación, el temor, la impotencia desde el día de la explosión nuclear y los días, meses y años posteriores. Del costo a nivel humanitario que se tuvo que realizar para salvar los territorios aledaños. Indudablemente es una miniserie recomendable de ver por lo atrapante que es su trama. 

Por Constanza Yáñez  Coñoepán

Aquí puedes ver el trailer:  

Comentarios de Facebook

0 Comentario

Deja un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password